11 de Diciembre del 2017 | 18:46 | Ciudad de México | °C -

Políticos lucrando con la fe

Se ponen pues el disfraz del momento para tomarse la foto y aparentar lo que en el fondo no son.

Muy respetable la fe de cada quien -para millones de católicos estos días han sido muy especiales- pero condenable el lucro y aprovechamiento de esa fe que llevaron a cabo muchos oportunistas.

Y es que apenas se anunció la visita del Papa Benedicto XVI a México y políticos como el alcalde de León, Ricardo Sheffield, inmediatamente vieron en dónde estaba el negocio.

El alcalde panista anunció que “rentarían” las gradas para quienes decidieran ver al Papa aunque fuera sólo unos segundos en su trayecto por las calles guanajuatenses. Sheffield tuvo que desistirse por la presión y condena prácticamente unánime a su pretensión.

Pero también operó el lucro político. Diversos políticos, señalados por tener una estela de corrupción detrás y por comportamientos antiéticos, ahora trataron de colocarse incluso como más papistas que el Papa.

Se ponen pues el disfraz del momento para tomarse la foto y aparentar lo que en el fondo no son.

En el fondo muchos de estos políticos asistieron a misa a escuchar a Benedicto XVI, por mero cálculo electoral. Porque en un país con mayoría católica, era políticamente “correcto” estar presentes frente al Papa.

En cambio, seguramente muchos feligreses, incluyendo a niños y familias enteras, estuvieron ahí soportando horas de sol y celebraron al Papa durante toda su visita a nuestro país por convicción, algo, insisto, que debe ser respetado.

Pero nuestros políticos, en general, fueron porque en la antesala de las campañas presidenciales y para diputados y senadores todos quisieran ganar unos puntitos en las encuestas o cuando menos no perderlos, para ellos ir era una obligación convenenciera, no una convicción personal.


Comparte esta opinion:

Otras Opiniones:

Ver todas

El factor Toledo

Héctor Serrano, ex secretario de gobierno del DF, ha encontrado en Mauricio Toledo, ex jefe delegacional de Coyoacán, a un operador eficiente y leal.

Granier a prisión

Después del hospital, el político que alardeó de sus trajes, camisas y de las centenas de pares de zapatos, además de sus mansiones de lujo, irá a prisión.

El Gentleman de la Corte

En su arrebato el ex presidente de la Corte acusó a Orozco, la madre de sus hijos de violencia intrafamiliar, delito que jamás se pudo comprobar.

Comentarios