11 de Diciembre del 2017 | 18:42 | Ciudad de México | °C -

Gorrostieta: Sola, a su suerte

Al gobierno estatal que encabeza el gobernador de Michoacán, Fausto Vallejo, lo menos que se le puede exigir es una investigación exhaustiva y dar con los responsables.

Ni moribunda voy a claudicar, advertía, María Santos Gorrostieta Salazar, quien como presidenta municipal de Tiquicheo entre 2008 y 2011, fue víctima de dos atentados.

El 15 de octubre de 2009 fue atacada por un comando armado, recibiendo varios impactos de escopeta en el abdomen y dos en la mano. Entonces murió su esposo, José Sánchez.

Pocos meses después, el 22 de enero de 2010, fue interceptada por un grupo criminal en Ciudad Altamirano, Guerrero, quedando gravemente herida.

Tiquicheo, con tan sólo 15 mil habitantes es una zona estratégica para los Cárteles de la Droga que actúan en Michoacán y Guerrero.

En este entonces, la joven alcaldesa, médica de profesión, afirmó que no renunciaría a su cargo.

“En otra época de mi vida, tal vez hubiera renunciado a lo que tengo, a mi cargo, a mis responsabilidades como dirigente de mi Tiquicheo, pero ahora, no, no es posible que yo claudique cuando tengo 3 hijos, a los cuales tengo que educar con el ejemplo”, manifestó públicamente.

Tiempo después la aún alcaldesa reveló que la entonces dirigencia municipal del PRI en Tiquicheo la presionaba para que dejara el cargo.

“A un año del hecho sangriento en ciudad Altamirano, mientras yo estaba hospitalizada, empezaron inmediatamente a buscar el sustituto de la presidenta municipal y para sorpresa de ellos y de muchos, cuando me encontraba aún en un estado convaleciente física y emocionalmente me incorporé a las actividades y al observar que no renuncie a la alcaldía, me dejaron sola a mi suerte”, afirmó.

Pues así terminó quedando sola a su suerte, por parte de las autoridades e instituciones que debían de protegerla.

El pasado jueves fue encontrada muerta en un predio del municipio de Cuitzeo. El reporte oficial de su muerte:  traumatismo craneoencefálico severo. Aparentemente la ataron de manos para después ser golpeada severamente.

Al gobierno estatal que encabeza el gobernador de Michoacán, Fausto Vallejo, lo menos que se le puede exigir es una investigación exhaustiva y dar con los responsables.

Gorrostieta, mujer ejemplar de 36 años  deja tres hijos. Un caso que nos recuerda al de Marisela Escobedo, activista que denunció una persecución en su contra y fue por igual dejada a su suerte para después ser asesinada el 16 de diciembre de 2010, en las narices de todos, frente al Palacio de Gobierno de Chihuahua. 
Comparte esta opinion:

Otras Opiniones:

Ver todas

El factor Toledo

Héctor Serrano, ex secretario de gobierno del DF, ha encontrado en Mauricio Toledo, ex jefe delegacional de Coyoacán, a un operador eficiente y leal.

Granier a prisión

Después del hospital, el político que alardeó de sus trajes, camisas y de las centenas de pares de zapatos, además de sus mansiones de lujo, irá a prisión.

El Gentleman de la Corte

En su arrebato el ex presidente de la Corte acusó a Orozco, la madre de sus hijos de violencia intrafamiliar, delito que jamás se pudo comprobar.

Comentarios